Las virtudes de los paneles solares

Los paneles solares son dispositivos encargados de aprovechar la energía producida por el sol para transformarla en energía eléctrica. Estos dispositivos están compuestos por células solares que se recargan durante el día y parte de la noche; una célula solar es capaz de convertir una pequeña cantidad de luz en energía eléctrica, es por ello que los paneles se encuentran conformados por cientos o miles de estas células fotovoltaicas.

Hoy es posible satisfacer hasta el 15% de las necesidades eléctricas que se requieren en un hogar a través de este tipo de dispositivos encargados de transformar la energía proporcionada por el sol. Sin embargo, los numerosos estudios que se han realizado alrededor de esta tecnología han permitido que el rendimiento actual de cada célula fotovoltaica mejore su efectividad. La nueva generación de células fotovoltaicas alcanza un rendimiento de hasta 20%, mientras que los dispositivos más desarrollados alcanzan un rendimiento de hasta el 35 por ciento.

El rendimiento de una célula solar se mide por la eficacia de convertir la luz solar en energía eléctrica. Una célula solar sólo convierte una pequeña cantidad de la luz capturada. La generación actual ofrece sólo un rendimiento del 12 al 15%. Sin embargo, numerosos estudios han mejorado el rendimiento actual de cada célula.

Las centrales encargadas de producir energía solar se han vuelto cada vez más habituales. Hoy en día, la extracción y producción de combustibles fósiles es más cara que hace cuatro décadas, esto se debe a que este tipo de recursos no son renovables, lo que complica cada vez más su extracción, pues ahora las excavaciones son más profundas y requieren de máquinas hidráulicas cada vez más costosas debido a la tecnología que debe aplicarse en su creación.

La energía eléctrica generada por las celdas fotovoltaicas es  muy económica, casi infinitamente abundante y no emite gases de efecto invernadero en su producción y en su aplicación. Miles de comunidades en todo el mundo se han ocupado de la preservación del medio ambiente y han establecido este sistema de generación de energía eléctrica como su medio de abastecimiento, generando así energía privada o comercial.

Los paneles solares han permitido alimentar a miles de hogares que ahora son parte importante de la revolución solar que hemos experimentado en las últimas dos décadas. La fácil instalación de este tipo de dispositivos ha permitido que sean colocados en los techos de las casas, los negocios y en remotas comunidades que no tienen acceso a los servicios eléctricos debido a lo complicado que resulta instalar un sistema de manera tradicional; ahora aprovechan la energía que les proporciona el sol y cuentan con electricidad en sus hogares.

Los paneles solares cuentan con amplias ventajas que han permitido que millones de personas logren concebir a este sistema como la alternativa más efectiva para nuestro futuro inmediato. Los paneles fotovoltaicos no generan contaminación que afecte a nuestra salud, ya que la extracción y producción de combustibles fósiles libera cantidades enormes de gases tóxicos que se van directamente a la atmósfera terrestre y que por ende afectan a la salud de los seres humanos que respiramos todos esos gases contaminantes llamados dioxinas.

Para el consumidor promedio, los paneles fotovoltaicos pueden liberarlo de la constante dependencia que existe con la red eléctrica y del monopolio que la Comisión Federal de Electricidad  ha formado en nuestro país y que además adjudica costos excesivos a los consumidores. Es por ello que una vez iniciada la inversión en el equipo necesario para generar energía eléctrica a través de la luz solar, el consumidor podrá tener electricidad gratuita durante los próximos 20 años.

La vida actual de funcionamiento de un panel solar, definida también como vida útil, tiende a ser muy extensa. Un panel solar es capaz de producir electricidad por 20 años, aunque algunos dispositivos que cuentan con un desarrollo más complejo llegan a durar hasta 30 años, lo que permite ahorrar miles de pesos en consumo eléctrico, el cual será mucho mayor al costo inicial de un sistema tan desarrollado y tecnológico como son los paneles fotovoltaicos.

Es evidente, entonces, que debemos adoptar nuevos modelos de generación de energía. Los combustibles fósiles son recursos limitados y a pesar de las reservas que tanto han exaltado los países productores de este tipo de combustibles, es evidente que se agotarán en las primeras décadas del próximo siglo. La energía solar es limpia, renovable y muy abundante, logrará satisfacer las necesidades energéticas de los seres humanos durante miles de millones de años, aproximadamente 7 mil millones de años, y para eso es muy probable que la raza humana ya no exista.

De cualquier forma, cualquiera que sea el futuro de la Tierra y los combustibles fósiles, es evidente que necesitamos una nueva alternativa de generación de energía que nos permita satisfacer nuestras necesidades. Los paneles solares son la mejor opción para el futuro inmediato y el futuro lejano, nos proporcionan electricidad completamente limpia, sin cables ni pesadas infraestructuras que tienen pocos años de vida útil. Además, este sistema nos ahorra los sobrecostos de las facturas de energía eléctrica que la Comisión Federal de Electricidad está acostumbrada a cobrar.

Evita los altos costos que cobran las empresas que generan electricidad y adopta las formas de energía sustentable. Mase Energy es una empresa 100% mexicana que se dedica y especializa en la implementación de sistemas de energía sustentable. Además, esta empresa cuenta con personal responsable y capacitado capaz de brindarte la mejor solución para tu casa o negocio.

Publicaciones recientes

Deja un comentario